Bases
Registrarse

La Coordinadora Nacional No+AFP entregó este martes a Alejandro Guillier su propuesta para hacer un cambio estructural al actual sistema privado de pensiones que permita avanzar hacia uno más justo y moderno. Así lo explicó Luis Mesina, vocero del movimiento:

“Esto forma parte de una política de la coordinadora de hacerle presente a todas las candidaturas lo que significa nuestra propuesta, que consiste en hacer un cambio estructural del actual sistema privado de pensiones para pasar a un sistema público que permita que nuestros compatriotas que hoy día sufren los efectos de un sistema que ha demostrado ser un absoluto fracaso, tener la posibilidad de avanzar hacia un sistema que sea viable financieramente, que permita tomar en consideración los cambios demográficos que Chile va a experimentar en los próximos 30 años, pero que además sea una contribución para el desarrollo de nuestro país”.

Por su parte, Guillier agradeció la invitación y manifestó su interés en revisar las ideas programáticas del movimiento, al tiempo que reconoció coincidencias de diagnóstico con la coordinadora. “Compartimos un diagnóstico inicial de un fracaso, no voy a decir de un sistema de seguridad en Chile, porque el sistema de AFP no es un sistema de seguridad sino cuentas de ahorro, y obviamente en ninguna parte del mundo una cuenta de ahorro es un sistema de seguro social, y eso hay que decírselo con franqueza al país”

Guillier señaló que la magnitud del desastre que existe en Chile por el manejo de estos fondos es poco alentador, porque la sensación instalada es que tampoco se han destinado a mejorar ni a democratizar la propiedad, ni a impulsar un desarrollo en función de una política económica sustentable que apunte a criterios modernos en materia medioambiental y de derechos laborales que mejore la calidad de vida y disminuya la desigualdad entre los chilenos. 

“Tenemos que crear un sistema de previsión social, y los sistemas de previsión social tienen el esfuerzo individual pero también el empleador debe hacer un esfuerzo progresivo, y el Estado no puede estar ausente. Necesitamos un pilar solidario para aquellos que no tiene previsión alguna. No olvidemos que el 40 por ciento de los chilenos, o más, no tiene ninguna previsión y por lo tanto también tenemos que hacernos cargo de aquello”.

El candidato explicó que generalmente cuando se intentan hacer reformas se mueven intereses e instalan discursos para alarmar a la opinión pública, y que por lo tanto “debe haber un proceso de construcción de un acuerdo nacional, de un consenso amplio, bien informado, de manera que la reforma que acordemos entre lo chilenos sea por todos conocida y se debata en un ambiente de racionalidad y objetividad, y no de campañas del terror cada vez que en Chile se habla de la palabra cambio”.

Respecto a la polémica por las expresiones de Sebastián Piñera sobre las mujeres, Alejandro Guillier opinó que fue una broma de mal gusto y pidió más prudencia a la política. “El machismo cuesta mucho sacarlo de la cabeza, y espero que no volvamos a las piñericosas, sobre todo porque el momento en el país es distinto y en cada cosa que uno dice se están viendo señales, y uno de los temas que la presidenta Bachelet más ha hecho ha sido avanzar en la igualdad de Género. Por lo tanto me doy cuenta que el lenguaje importa mucho, y las cosas que uno hace, dice o deja de hacer, o a veces una risa inoportuna, causa molestia y son retroceso”.

Temas de contenido

Noticias

image
image
image
image
image